Qué ver en un día en Cuenca - The Play

Qué ver en un día en Cuenca

Cuenca es una realidad urbana sorprendente donde se enlazan los tiempos del pasado y los del presente, donde patrimonio cultural y patrimonio natural se complementan. Declarada Ciudad Patrimonio dela Humanidad por la UNESCO, Cuenca conserva reliquias del arquitectura civil y religiosa de los siglos XIII y XVIII que se fusionan en un paraje natural embaucador. Los puntos de interés se concentran en el centro histórico, lo que facilita su visita en un viaje exprés, aunque una estancia más prolongada permite descubrir su riqueza en profundidad.

El free tour de Cuenca es la mejor manera de conocer la ciudad. No obstante, THE PLAY ofrece una guía donde descubrir qué ver en cuenta, dónde pasar la noche y dónde deleitar la mejor gastronomía tradicional castellana.

Honey Girls Club
Cuenca

Casas Colgadas

Qué ver en un día en Cuenca

La primera noticia documental sobre las Casas Colgadas de Cuenca data del año 1481 lo que indica que existían ya en el S. XV (Baja Edad Media).

Se trata de casas populares compuestas por varias edificaciones entramadas y solidarias comunicadas interiormente, que se encuentran en el casco antiguo de la ciudad, en el borde urbano que ofrece la Hoz del Huecar. Se denominan de ese modo por poseer una parte de ellas en voladizo, con grandes balcones asomando a la pared vertical formada por el río Huecar.

Las casas son de planta estrecha y altas, con dos o tres habitaciones en cada planta. El desnivel de terreno se aprovechaba para disponer la bodega y, una vez alcanzada la cota de la calle, se iniciaba la construcción de las distintas plantas, cuyo número variaba, aunque podían llegar a tres o cuatro.

Catedral

Qué ver en un día en Cuenca

El 177 el rey cristiano Alfonso VIII conquista Cuenca y, poco tiempo después, en 1183, en el solar ocupado por la mezquita árabe se inicia la construcción de la catedral . Es la primera de estilo gótico que se erigió en España . La catedral es el programa arquitectónico más ambicioso de Cuenca. En ella, los sucesivos estilos fueron dejando muestras de gran belleza.

La planta inicial de la catedral estaba formada por tres naves; a la altura del crucero se transformaba en cinco naves y continuaba formando cinco ábsides, siguiendo las trazas del románico imperante. En el siglo XV los cinco ábsides fueron sustituidos por una doble girola para aprovechar el desarrollo de las cinco naves de que disponía la catedral. Su nueva planta quedaría formada por una planta de cruz latina, tres naves, doble girola y un profundo presbiterio. El crucero está cubierto por una gran bóveda central de influencia anglonormanda. Durante el siglo XVIII se reformó tanto la fachada como las torres, dándole al edificio un aspecto barroco. 

El Museo documental ocupa las tres primeras plantas del Palacio Episcopal que se corresponden a las más antiguas estancias del edificio. En la sala más noble, conocida como el Cuarto de San Julián, se conservan restos de yeserías con inscripciones cúficas y pueden percibirse los ventanales góticos del primer palacio. Está formado por 10 salas en las que se exhiben más de 200 piezas de gran valor y singularidad, especialmente las referidas al siglo XVI. 

Castillo

Qué ver en un día en Cuenca

El castillo se sitúa en lo alto de la ciudad, entre las dos hoces,  y lo que de él queda es apenas dos construcciones cúbicas, restos de los paños de la muralla y el Arco Bezudo, que conserva un escudo con toisón. Fue fortaleza árabe y conquistado por Alfonso VIII en el siglo XII, la última reforma se produjo en la época de Felipe II. Hoy en día, se conservan unos pequeños restos del siglo XII, formados por una pequeña muralla y un arco y es posible subir a lo alto del Castillo, desde donde se vislumbran vistas espectaculares.

Paseo por las Cascadas del Júcar

Qué ver en un día en Cuenca

Ubicada junto al río, junto al Parque de la Trinidad, este paseo que bordea la ciudad en altura. Es el incido de la Ruta del Río Júcar. Tras bajar las escalinatas del parque, el recorrido se inicia a través de unas pasarelas de madera y atraviesa puentes y cascadas. La gran diversidad de flora, entre la que destacan los sauces y la hiedra cubriendo las inmensas paredes rocosas sobre las que se alzan las casas de Cuenca, conforman un entorno mágico.

La Ciudad Encantada

Qué ver en un día en Cuenca

Situada en la localidad pedánea de Valdecabras, en pleno corazón del Parque Natural de la Serranía de Cuenca y rodeada de inmensos pinares, la Ciudad Encantada es sin duda uno de los parajes más espectaculares de nuestro país, donde podrás conocer y aprender el proceso geológico del karst y admirar sus caprichosas formaciones. Por ello, la Ciudad Encantada fue declarada Sitio Natural de Interés Nacional el 11 de junio de 1929.

La visita a la Ciudad Encantada puede realizarse de forma libre o mediante una visita guiada. Esta última opción es más recomendable para entender y adentrarse en la magia de sus peculiares paisajes de fantasía. En total, el itinerario consta de un recorrido circular de 3 kilómetros aproximadamente. Durante la hora y media que dura la visita se pueden contemplar una diversidad de formaciones rocosas a las que se han dado nombres de animales y objetos por su semejanza. Entre estas destaca: El Tormo, Los Amantes de Teruel o El Hombre.

Alojamientos

  • Hotel Convento del Giraldo. En una ubicación única, sin perder de vista la Catedral y la Plaza Mayor, este hotel cuatro estrellas se sitúa al comienzo de la calle más señorial del casco antiguo de Cuenca. Con su arquitectura, artesonados, aljibe, fuente y canalizaciones, encarna el espíritu de la ciudad y es una viva expresión de su historia en el que todavía hoy la parte privada de sus instalaciones conservan la actividad propia de un convento.
Qué ver en un día en Cuenca
  • Hotel Leonor de Aquitania. Ubicado en pleno casco antiguo de Cuenca y sobre la espectacular Hoz del Huécar, una casa palacio del siglo XVIII esconde este pequeño hotel, estratégicamente situado a escasos metros de la Catedral, la Plaza Mayor y las principales instituciones culturales de la ciudad.
Qué ver en un día en Cuenca
  • Posada Huécar. Esta posada, del siglo XVIII, es una Casa de Labranza antigua de los hortelanos de la hoz del río Huécar, ubicada en la bella ciudad de Cuenca. La decoración e instalaciones de nuestro hostal hacen que tenga su propio encanto. En pleno casco histórico de la ciudad de Cuenca, está localizada nuestra posada, junto al Teatro-Auditorio, las Casas Colgadas y el Puente San Pablo.
Qué ver en un día en Cuenca

Gastronomía manchega

  • Mesón Puerta Valencia. Una taberna tradicional donde encontrar tradición de Cuenca en toda su esencia, degustando el Ajo Arriero o los Zarajo. Cuenta con una terraza a pie de calle y en plena construcción de la antigua ciudadela medieval que fue la ciudad de Cuenca, otorgando unas vistas insuperables, además de contar en su interior con una cueva de un encanto extraordinario que dota al establecimiento de una atmósfera única.
Qué ver en un día en Cuenca
  • Restaurante La Viña. Emplazado ennla misma calle que el anterior, este acogedor y sofisticado restaurante ofrece también platos tradicionales como el Morteruelo o los Zarajo, además de tapas de cocina Mediterránea, además de desayunos y brunch.
Qué ver en un día en Cuenca
  • Restaurante Mesón Jose. Ubicado en una de las calles céntricas de Cuenca en la zona de restaurantes, este mesón destaca por la calidad de sus platos. Por un precio económico de sifrutan platos traidicionales manchegos y cocina Mediterránea. Dispone de una terraza cubierta con chimeneas y un comedor interior.

Resumen:

No se ha encontrado ningún schema.

Deja un comentario

Ir arriba